Trabajo todo el día.
Gusanos vienen a veces a habitarme los tendones.
Con una mano
———————-reconozco la multiplicidad de la contienda,
con la otra
—————-peino el universo.

Porque nada bueno se presupone bajo mi cuerpo,
debo apilar turnos dobles para que sepan y
————————————————–además crean.
Todos los vicios vienen de la mano de esta virtud.
Se duplican las pupilas en este cuarto sin ventanas.
Carros cargas cuchillos corredores.

En horas extra ganchillo
……………………………….
filigranas de sombra sin descanso.
Tengo que labrar la talla de
……………………………………detrás de cada paso un
argumento.
(Para cuando una boca se abre
debo cocinar un sofisticado plato que le tape los reproches).
Todos los bichos de la infamia se lanzan contra mí.
La estrechez de mi cintura malvende mi descrédito.

Promesa de poder ser yo
…………………………………………cuando mis pechos sucumban.
Promesa de que mi cuerpo
…………………………………………….
pertenece a las alimañas.

Que todos los esfuerzos
de apenas nada valieron
y que sólo queda, al final, el gesto
de mi supuesta belleza

amenazante.

(De Profundidad de campo)

Anuncios